Inicio > Comunidad, Villa Nueva > Delegación Nuevo Delta

Delegación Nuevo Delta

GE DIGITAL CAMERAConversamos con Eduardo Adelinet, responsable de la Delegación Municipal de Nuevo Delta, a la que pertenece Villa Nueva, cuyas oficinas se encuentran a metros de las oficinas de Eidico. Nos pusimos al tanto de los principales avances y desafíos del municipio.

En junio del año pasado el Municipio de Tigre inauguraba la Delegación Nuevo Delta, la segunda más grande del partido luego de Don Torcuato, con una extensión de nada menos que 25 km2. Sumando la delegación que acaba de inaugurarse en Las Tunas, el partido ya cuenta con trece delegaciones. En conversación con el Lic. Eduardo Adelinet, nos enteramos de algunas novedades en materia de seguridad, tránsito, agua, entre otros, además de los trámites que pueden realizarse desde esta sede.

Más cerca de los vecinos

Eduardo es mendocino, tiene 53 años y vive en un barrio privado de Rincón de Milberg desde 2004. Trabajó muchos años en la ANSES con el actual intendente, Sergio Massa, hasta que en 2008 comenzó a dedicarse a la actividad privada. Tiempo atrás fue convocado por el Intendente para asumir la responsabilidad de la Delegación Nuevo Delta, que aceptó con mucho entusiasmo. Aquí nos cuenta los primeros pasos y logros en este desafío.

¿A qué se debió la conformación de la Delegación Nuevo Delta?

Buscábamos descentralizar y acercar el municipio a la gente. Por un lado, tratar de que la gente no tuviera que trasladarse por cualquier tema al centro de Tigre, y por otro, tener una visión más cercana de la problemática de cada zona. Nuevo Delta tiene la particularidad de ser una de las zonas con mayor desarrollo en cuanto a barrios privados; cuenta con los dos emprendimientos más grandes de la provincia de Buenos Aires, como son Nordelta y Villa Nueva. La problemática del vecino que vive en un barrio cerrado es muy distinta a la del vecino de barrio abierto. Era necesario establecer un mecanismo de comunicación nuevo con todos estos emprendimientos.

¿Cuáles son las diferencias fundamentales entre el vecino de un barrio cerrado y el de uno abierto?

Sus necesidades. Si bien el municipio actúa de la misma manera para cualquier tipo de vecino, principalmente las preocupaciones de quienes viven en un barrio cerrado tienen que ver justamente con aquello que los llevó a vivir en el barrio cerrado: la seguridad, y la demanda de algunos servicios. Cuando se vende un barrio, el desarrollo es muy rápido, por lo tanto el tema transporte, salud y educación se potencia rápidamente. Es ahí donde desde el municipio tenemos que estar atentos para poder dar respuesta.

¿Cómo ha sido el acercamiento de los vecinos?

Cada vez mejor. Saben que acá ya se hacen los trámites relacionados con el pago de tasas municipales, planes de pago y financiaciones, ya que funciona el Bapro Pago. También, como parte de un plan de descentralización de tránsito, aquí se puede renovar el carnet de conducir y está previsto que muy pronto también se otorgue la primera licencia. Hoy se hacen unos 20 trámites de este tipo por día. Momentáneamente, también tenemos el tribunal de faltas.

¿Cómo se define la agenda de trabajo?

Las prioridades a trabajar las marca el vecino. En esta delegación, con cada emprendimiento privado, tenemos gente con la que ya establecimos un mecanismo de relación. En el caso de Villa Nueva, periódicamente nos reunimos con todos los intendentes; tenemos una comunicación muy fluida. Esto nos ha permitido avanzar bastante en algunos aspectos. También nos reunimos con los consejos de administración y administradores de los barrios; así escuchamos la opinión de todos. Procuramos que los vecinos de los barrios aprovechen esta instancia de diálogo, representados por sus intendentes. De todas maneras, si el vecino trae un tema que no se ha tratado en estas reuniones, lo incorporamos y lo tratamos.

En relación a Villa Nueva, ¿qué temas se han tratado prioritariamente desde la delegación?

Con Villa Nueva particularmente trabajamos, a pedido de los vecinos, en el tema seguridad. Estamos instalando unas 28 cámaras más del municipio, una inversión importante. Además empezaremos a tomar imágenes de las cámaras perimetrales que tienen todos los barrios. Éstas se vigilan desde el centro de monitoreo en Liniers y Ruta 197, uno de los centros de monitoreo más grandes de Latinoamérica. Además, a partir de este año se han dispuesto más móviles, con lo cual tenemos esta zona más vigilada que tiempo atrás.

¿Y hoy cuántos móviles recorren la zona?

El municipio tiene 53 móviles y se están renovando permanentemente. La mayoría son móviles Amarok. El mes pasado se incorporaron trece. Los mismos vecinos me han dicho que ven más presencia de los móviles. Trabajamos muy en contacto con la policía y el COT (Centro de Operaciones Tigre), que incluye a las fuerzas de la policía, defensa civil, emergencia, bomberos y tránsito.

Crecimiento, obras y proyección a futuro

¿Cómo se conforma hoy en día la población en la zona?

Hoy sabemos que en Nordelta viven entre 16.000 y 18.000 personas, en Villa Nueva unas 1800 familias y en barrios abiertos unas 7000. Actualmente nos encontramos abocados a la tarea de generar estadísticas: queremos saber cómo está creciendo la zona; cuánta gente se está viniendo a vivir por mes, cuántos autos se incorporan, entre otras.

¿Qué inversiones importantes se han realizado este año?

Una es la de repavimentación del Boulevard de Todos los Santos y el de Deán Funes, que es el otro acceso a Villa Nueva. Parte es financiada por los vecinos y parte por el municipio. Nosotros calculamos que de cuatro a seis meses esa obra estará terminada, si el clima nos ayuda. Estéticamente la zona va a cambiar mucho; habrá iluminación y paradas de colectivos nuevas, un control de tránsito adecuado… Y esto, además, va a revalorizar las propiedades. A su vez, la secretaría de servicios públicos realizó una inversión de $3.500.000 para parquización, mantenimiento y luminarias de toda la zona, incluido el nuevo tramo de la Ruta 27. Por último, hoy estamos en obra de pavimentación entre el arroyo Claro y la vía; la idea a futuro es llegar hasta la Panamericana.

¿Cómo avanzan las obras para el suministro de agua potable en la zona?

Esperamos que entre fin de año y marzo, esté solucionado todo el tema del agua, provisto por Aysa. Ya están tendidas todas las cañerías y se están haciendo las primeras pruebas. En el expendio de agua, la ciudad de Tigre era la última de la cadena. Cuando se inaugure la planta, seremos la primera boca de expendio.

En cuanto a los medios de transporte público, ¿se ampliará la oferta?

En Villa Nueva ya están entrando las líneas de colectivo (con el inconveniente de que deterioran rápidamente los pavimentos y esto exige un costo de mantenimiento muy elevado). Lo que estamos planificando es que se incorpore alguna empresa de transporte privado -como tienen en Nordelta- para los viajes a Capital Federal sobre todo. Es un pedido de los vecinos. Con el servicio que queremos incorporar, la idea es que por cada unidad se eliminen veinte autos de la circulación. Eso es importante.

¿Y en qué otros proyectos planea avanzar la Delegación?

En un corto plazo esperamos brindar la atención necesaria para realizar obras particulares para barrios privados. Es decir, que todo desarrollador o vecino que va a construir en un barrio privado pueda ser atendido acá, en lugar de ir al municipio. Estamos en la formación y análisis de un equipo de trabajo y tecnología que nos permita hacer más ágil el tema de aprobación de planos: actualmente es algo muy engorroso para el vecino. Estamos previendo que este año ese servicio esté aquí, no sólo para los que vivan en Nuevo Delta sino para todo el partido. Y con esto descomprimimos al municipio.

¿Qué es lo que más te gusta de tu función pública en Tigre?

Vivir en Tigre y ver cómo está cambiando, y poder trabajar con Massa. Uno tiene desarrollo a futuro y sabe que tiene la posibilidad de cambiarle la realidad para bien a la gente. La función pública se trata de eso. Y acá uno se siente respaldado, se siente parte de un proyecto. Más allá de que indudablemente queden muchísimas cosas pendientes y por hacer, uno sabe que tiene la posibilidad de ir cumpliendo con las expectativas de los vecinos.

¿Dónde queda ? Complejo Riviera Park, Agustín García (ex Ruta 27) 8852.

¿Cuál es la función de la delegación? Reforzar el acercamiento del municipio a los barrios de la zona de Nuevo Delta, ocupándose de las problemáticas zonales (tales como seguridad y servicios) y descentralizar los trámites que los vecinos debían realizar en el centro de Tigre.

¿Qué tipo de trámites se pueden realizar allí? Pago de tasas municipales, planes de pago y financiaciones en Bapro Pago. Renovación de la licencia de conducir (en breve se podrá tramitar la primera licencia). Aprobación de planos (próximamente).

Anuncios
Categorías:Comunidad, Villa Nueva Etiquetas: , ,
  1. Julieta
    2 agosto, 2013 en 3:14 PM

    Muy útil la información de esta entrevista. Gracias!

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s