Inicio > Comunidad, Eidico, Emprendimientos, Sistema Eidico > La respuesta de Eidico frente a la pesificación

La respuesta de Eidico frente a la pesificación

Texto: Patricio Lanusse, Director de Eidico

En las últimas semanas, las medidas sobre las restricciones al dólar llevaron al país a un clima de incertidumbre sobre el nivel actual de precios, cuyas consecuencias se vislumbran en el mercado inmobiliario, históricamente valuado en dólares. Teniendo en cuenta la cantidad de consultas recibidas sobre el tema, decidimos dedicarle esta sección a las preguntas más frecuentes.

¿Cómo actuará Eidico frente a este nuevo contexto económico?
Eidico no necesita actuar de manera diferente, sólo practicar ajustes menores para adaptarse a los cambios que vayan surgiendo. Nuestra experiencia es que, aun en un escenario económico desfavorable, nuestra modalidad cooperativa y al costo, sigue manteniendo la fortaleza que la caracteriza. El desafío es saber transmitir seguridad, ya que la confianza es la base del sistema.

¿Cómo reaccionó la empresa en otras situaciones de crisis?
En 2001, a pesar de la crisis argentina, los emprendimientos que estaban desarrollándose no sólo no se detuvieron, sino que avanzaron de acuerdo con lo planificado y con costos eficientes. Por ejemplo, estando en plena crisis, en 2002 lanzamos San Agustín, un barrio que hoy se encuentra en actividad. El año pasado el crecimiento económico era bueno, pero no había créditos factibles de obtener. Para superar la dificultad presentamos Eidico Casas, un proyecto que permite acceder a un lote más casa en cuotas, que ya cuenta con tres etapas lanzadas. Nuestra conclusión es que un producto de primera necesidad, de calidad y al costo, desarrollado por el sistema cooperativo, funciona aún en condiciones adversas.

A pesar de la actual realidad económica, ¿por qué recomiendan apostar por la inversión inmobiliaria?
Las palabras “apuesta” e “inversión” no reflejan totalmente la realidad de nuestras propuestas. “Apostar” puede interpretarse como una acción temeraria, algo así como asumir un riesgo para lograr cierto objetivo. Reiteramos que si se lo emplea correctamente, el sistema no implica riesgos. Incluso la palabra “inversión”, aplicada a nuestros emprendimientos, no alcanza para definir el significado de participar en un desarrollo inmobiliario que la gente construye para satisfacer una necesidad tan importante como la vivienda. Si bien se trata de una inversión económica, también supone cubrir una carencia y brindar tranquilidad a una familia. Este interés superior seguramente tiene mucho que ver con la fuerza con que el grupo se mantiene unido para alcanzar su objetivo común, aun en épocas de crisis. Al mismo tiempo y como complemento, el sistema presenta características que consolidan la fortaleza de la propuesta. El pago en pesos, integrado en cuotas, hace que un gran número de personas pueda participar. Sin disponer de dólares, ni complicarse con autorizaciones, cotizaciones oficiales o paralelas, el suscriptor va ahorrando en cuotas, en un bien inmueble que se cotiza y se revaloriza en dólares, en forma totalmente independiente de las normas y regulaciones. Si a esto le sumamos nuestra modalidad de cuidar la calidad, al costo más bajo del mercado, realmente vemos pocas alternativas de ahorro, por no decir ninguna, que reúna tantas ventajas con tan bajo riesgo.

¿Qué sucederá con los proyectos cuyo anticipo está en dólares?
El valor en dólares es a modo referencial. Si no hay otro camino, habrá que traducirlo a pesos. La base del sistema es que se realiza “al costo” y nuestra especialidad es y será encontrar la mejor salida, adaptarnos a los hechos y circunstancias, simplificando la situación a nuestros clientes. Ya dijimos que nuestra prueba de fuego se dio en 2001, y la superamos satisfactoriamente. Consideramos que estamos preparados para manejarnos de forma similar.

Santa Elena: 30% de anticipo en pesos + 42 cuotas en pesos.
La Merced (Bahía Blanca): 30% de anticipo en pesos + 36 cuotas en pesos.
Cerro Bayo Real Estate: 30% de anticipo en pesos y 24 cuotas en pesos (al tipo de cambio oficial de cada momento).
Hotel Vallescondido: 30% de anticipo en pesos + cuotas en pesos.
Tango Hotel: 20% de anticipo en pesos + 24 cuotas en pesos.
Paseo del Fuego: módulos a partir de los $45.000.

¿Los valores en pesos se establecieron sobre la base de algún valor referencial en dólares?
El valor deriva de la negociación con los dueños de la tierra, por lo que éste varía en función de cada proyecto.

¿Está estimada desde un principio alguna proyección de inflación, que permita fijar cuotas en pesos?
No, nuestro sistema que, por esencia se define al costo, hace que las cuotas se establezcan a un valor determinado sobre el índice de la Cámara de Construcción. Al tratarse de un índice variable, no podemos fijar un valor cerrado.

¿Qué sucede con los proyectos ya lanzados, cuyo anticipo y/o cuotas se pagan en dólares?
En el caso de los proyectos lanzados en los que ya se firmó la opción de compra y comenzó el pago de la tierra, estamos entablando negociaciones con los dueños de la tierra para llegar a la mejor solución para todos: vendedores, desarrolladores y suscriptores.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s